¿REVIVIRÁ EL PRD?

DE FRENTE Y DE PERFIL

RAMÓN ZURITA SAHAGÚN

Una bocanada de aire fresco recibió el PRD en los comicios del pasado dos de junio, ya que contra todos los pronósticos consiguió avanzar en tres puntos porcentuales sus desastrosos resultados del 2018.

No se trata de tañer las campanas al vuelo, pero para un partido que se le auguraba su pronta desaparición son buenas noticias recuperar algo de los votantes que tuvo en el pasado.

Baja California es uno de los estados en los que el partido del sol azteca pudo convertirse en competitivo, aunque lejano de la posibilidad de ganar en lo tocante al gobierno estatal, en que Jaime Cleofas Martínez Veloz obtuvo un ocho por ciento de los sufragios, ante los casi cincuenta del próximo gobernador Jaime Bonilla, de MORENA.

Lo curioso de esto es que Martínez Veloz aspiraba a ser el candidato de MORENA y al no ser propuesto buscó la alcaldía de Tijuana por ese mismo partido que prefirió nominar a Arturo González quien obtuvo la victoria.

Jaime Cleofas se acercó al PRD, partido en el que ya había militado, el que ante la carencia de figuras lo aceptó nuevamente en sus filas y lo situó como su abanderado con el porcentaje descrito.

Para la alcaldía de Tijuana, el sol azteca abanderó a otro ex candidato, este del PES, Julián Leyzaola, quien nuevamente dio la pelea y obtuvo más del 30 por ciento de los votos, quedando nuevamente en segundo lugar.

 De acuerdo con los resultados electorales, al PRD le fue mejor donde compitió solo, con sus candidatos, que en las alianzas establecidas con el PAN en Puebla y Quintana Roo. Tal vez en Durango fue la entidad en que mejores resultados obtuvo con dicha alianza, ya que ganaron 17 ayuntamientos en unión del blanquiazul.

Nutrirse de ex candidatos de otro partido le dio un buen  resultado al partido del sol azteca el que parece haber perdido la brújula, desde el doloroso revés sufrido el pasado mes de julio en el proceso electoral federal.

Lo peor para el PRD se presenta en el Congreso de la Unión, donde su bancada no registra siquiera el mínimo de cinco que se requiere para mantenerse vigente y en la de Diputados, donde cuenta con una decena de legisladores.

La desbandada de militantes es evidente, por lo que requiere de sangre nueva que los venga a revitalizar.

Para Jesús Ortega, cabeza principal del grupo de “Los Chuchos” y ex dirigente nacional del partido, el PRD se está reorganizando para llegar fuerte y reconstituido a los comicios federales del 2021.

El nativo de Aguascalientes confía en la lealtad de la militancia y que se frene el éxodo de sus militantes, muchos de los que han optado por unirse a MORENA, como indican los cánones del trapecismo político mexicano.

Para tal efecto, dice Ortega, se llevan a cabo reuniones frecuentes en los estados para la reactivación de la estructura y las nuevas estrategias que permitan recuperar la solidez que tuvo en el pasado, aunque ahora se encuentre muy rezagado en las posiciones del Congreso de la Unión y ubicado detrás de MORENA, PAN, PRI, PT y hasta de Movimiento Ciudadano.

Email: [email protected]

¿Tienes algo que decir? Te leemos con mucho gusto.